Ajustes de tema

Modo de diseño
Color del tema
Elija los colores
Color de fondo:
Restablecer
De vacaciones con tu mascota

De vacaciones con tu mascota

Las vacaciones de verano están a la vuelta de la esquina y como dueños de mascotas (perros, gatos, conejitos, cobayas…) es normal preguntarse qué hacer con ellas en el momento de hacer las maletas. En este artículo te damos varios consejos y opciones tanto si decides llevarte a tu mascota contigo, lo cual será un gran aliciente, o si el destino que has escogido impide que puedas llevártela contigo. ¡No te preocupes! Tanto en un caso como en otro, tu mascota estará en buenas manos con estas recomendaciones.

1.  Planificación previa

En primer lugar, hay que pensar bien el destino que vamos a elegir, cómo viajará nuestra mascota, informarnos de los trámites requeridos y sopesar los pros y los contras de llevarnos a nuestro fiel amigo con nosotros

2. Tener en cuenta el tipo de animal

A la hora de viajar deberemos tener en cuenta algo esencial y es el tipo de animal que nos gustaría llevarnos y su edad. Así, por ejemplo, los perros suelen ser mascotas más fáciles de llevar de viaje, escapada o excursión, ya que suelen adaptarse bien a los cambios (están acostumbrados a salir a la calle y relacionarse con otros animales), aunque todo dependerá del carácter de tu mascota. Si es un cachorro, habrá que tener en cuenta que en esa fase necesitan mucha más atención en cuanto alimentación y a sus necesidades fisiológicas que, por lo general, realizan con mayor frecuencia y menor control que un perro adulto.

Por el contrario, los gatos suelen ser más territoriales y se adaptan peor a los cambios de ambiente. En general suelen sufrir mayor estrés, al igual que los conejitos o los hurones, por lo que, en ese caso, habrá que pensar bien si merece la pena someterlos a tal trayecto o si será más conveniente dejarlos al cuidado de una persona de confianza o en un albergue para animales.

3. Identificación

Antes de salir de viaje resulta fundamental que tu mascota esté debidamente identificada con un microchip o, al menos, una chapa con tu nombre y teléfono en el collar del animal, ya que en caso de un posible extravío de tu mascota podrá ser devuelta sin problema.

4. Vacunación y revisión veterinaria

Resulta conveniente que lleves a tu mascota a una revisión veterinaria previa a la salida del viaje. Se trata de un reconocimiento rutinario para determinar que tu mejor amigo está en las mejores condiciones para viajar. En este sentido, una desparasitación para evitar los parásitos externos como piojos, garrapatas o el mosquito causante de la Leishmaniosis resulta más que recomendable.

Por ese motivo, conviene acudir igualmente a tu tienda especializada donde, además de asesorarte sobre lo más adecuado para cada mascota, podrás adquirir los productos antiparasitarios necesarios. Y para la que la desparasitación sea efectiva y tu mascota esté bien protegida debes aplicarlos 5 días mínimo antes de la salida. Si además el destino elegido es un país exótico o tiene unas condiciones ambientales especiales debes consultar al experto veterinario o tu especialista de referencia sobre las vacunas que necesitaría el animal antes de emprender el viaje.

Gato dentro de una maleta de viaje

5. Pasaporte

En caso de viajar por países miembros de la Unión Europea debes saber que desde el 1 de octubre de 2004 es obligatorio que tu perro, gato, hurón debe ir con pasaporte europeo para animales de compañía. Dicho documento lo puedes obtener en la misma consulta del veterinario.

6. En la maleta…

¿Y qué meto en la maleta de mi mascota? En la bolsa de tu compañero peludo de viaje no deben faltar su alimentación habitual, un comedero y un bebedero de viaje, productos de higiene (cepillo, peine, champú, toallitas higiénicas, productos desinfectantes), su collar y su correa, un bozal, sus juguetes favoritos y la documentación correspondiente (cartilla de vacunación e identificación)

7. Transporte

Dependiendo del medio de transporte que elijas para viajar con tu mascota debes saber que el gasto se incrementará por el hecho de viajar en compañía de tu fiel amigo, además de tener en cuenta las exigencias requeridas para cada tipo de transporte (autobús, tren o avión) y las condiciones o política de cada compañía.

Así, por ejemplo, si vas a viajar en coche, lo esencial que debes llevar es una jaula homologada, o un transportín en el caso de perros o mascotas pequeñas, ya que además de ser obligatorio, hará que tu animal se sienta más seguro. Si en cambio se trata de un perro de grandes dimensiones deberá ir en el maletero separado por una red de rejilla. Durante el trayecto es importante que tengas a mano dos recipientes con agua y comida para las paradas que vayáis a hacer durante el viaje y mantener así bien hidratado y nutrido a nuestro acompañante.

En autobús: En este medio de transporte sólo pueden viajar mascotas con peso inferior a los 10 Kg. Se debe llegar con 15 minutos de antelación y llevar a tu mascota en un transportín que deberá ir en la bodega debidamente sujeto. Supone un trayecto no exento de riesgo para el animal, por lo que al final es el dueño quien asume la responsabilidad de viajar en esas condiciones.

En tren tu mascota también puede viajar siempre que vaya debidamente documentada y en buenas condiciones higiénicas y sanitarias. No podrá exceder los 10 Kg de peso y debe viajar dentro de un transportín cuyas dimensiones deben ser de 60 x 35 x 35 cm. En trayectos de cercanías tu amigo no debe pagar billete, pero en los trayectos de media y larga distancia será el importe será el 25% del billete de clase turista.

En avión: No todas las aerolíneas admiten que viajen mascotas, por lo que antes de adquirir los billetes y si quieres que ésta viaje contigo deberás consultarlo previamente. Éstas viajarán en bodega si superan los 8 kg de peso en una jaula homologada de 45 x 35 x 25 cm. En caso de que el peso conjunto de tu mascota y el transportín sea inferior a los 8 Kg podrán viajar en cabina junto al dueño, sin ocupar las butacas de las salidas de emergencia.

Ahora bien, los perros de asistencia siempre pueden viajar junto a su dueño siempre que vayan debidamente atados con correa durante todo el trayecto. El precio del billete de tu mascota variará en función de si se trata de un vuelo nacional, internacional, de si viaja en bodega o en cabina.

Perro tumbado en camita

8. Estancia y alojamientos para ir con tu mascota

Afortunadamente, hoy en día existen cada vez más alojamientos pet friendly que admiten a nuestros compañeros de viaje peludos, desde hoteles, casas rurales, campings En el siguiente listado puedes consultar los alojamientos que hay en España y en muchos otros países. En cualquier caso, lo mejor es siempre preguntar e informarse con antelación.

Ahora, si no resulta posible viajar con tu mascota al destino deseado, tampoco debe suponer un impedimento el hecho de tener mascota. Al igual que hay alojamientos que admiten a mascotas, ahora existen hoteles, albergues y hospedajes en exclusiva para ellos donde podemos dejarlos en manos de profesionales a falta de poder dejarlos con alguien de confianza.

Si optas por esta opción, debes saber que estos establecimientos deben cumplir con una normativa estricta, disponer de instalaciones adecuadas y acondicionadas para albergar a nuestras mascotas y contar con personal profesional apropiado (veterinarios, educadores…). Antes de dejar a nuestra mascota por un período largo de tiempo, es recomendable llevarla un día o un fin de semana previo para que se adapte al lugar, de esta forma, la separación será menos traumática, nuestra mascota estará tranquila y la vuelta a casa, tras el período de vacaciones, será menos difícil.   

Sea cual sea tu elección, no dejes que las vacaciones te impidan disfrutar de tu mascota o de que ésta disfrute. Tener una mascota implica responsabilidad y no hay excusa ninguna para abandonarla llegado el momento de tener que viajar, así que ya sabes, ve haciendo las maletas de tu compañero peludo y elige destino.

Deja tu comentario

*
**No se mostrará
*URL completa con http://
*